10/04/2007

Sanando nuestro Ser con la Naturaleza

La humanidad en la actualidad vive en un mundo artificial, las ciudades y la vida en ellas se han mantenido alejadas de la naturaleza, considerando la vida natural como algo que esta ahí únicamente para sustentar la vida artificial de las ciudades, ignorando el poder y la sabiduría de los seres de la naturaleza. 

Todo en la naturaleza tiene inteligencia, de la misma forma que tiene conciencia; los árboles, las plantas, ríos, minerales y animales, todo tiene una existencia multidimensional al igual que nosotros, los seres humanos. Por lo tanto, al tener conciencia, tienen energía, sabiduría y la capacidad para sanar y transformar la conciencia de la humanidad y del planeta entero. 

Actualmente, la tierra esta recibiendo desde el corazón de Dios energía renovadora y transformadora que la esta sanando y restaurando desde su centro. Ella, Gaia, esta sanando su corazón, sus memorias y su cuerpo de la misma forma que lo estamos haciendo nosotros ya que estamos ligados como Uno con ella. Su corazón, al igual que el nuestro, se esta expandiendo en amor, restaurando su unión con Dios y el resto de la vida en el universo . 

A pesar de que Gaia esta tan maltratada y herida, esta conciente y conoce las necesidades de su cuerpo; sabe perfectamente cuales son las áreas mas dañadas y las áreas que necesitaran una transformación para poder lograr la sanacion, ella esta conciente de cada rincón de su ser y sabe como lo sanara. Todo esta en orden, todo estará bien, todo será sanado. 

Y así, de esa forma en que Gaia conoce cada parte de su cuerpo, conoce perfectamente a cada uno de nosotros y nos ama, nos ama infinitamente, pues somos parte de ella y de su conciencia. Ella nos sostiene con vida en este nivel dimensional, nuestro ADN contiene las memorias holográficas de los elementos que mantienen la vida en este planeta y esta ligado directamente a la conciencia de la tierra, de esa forma podemos comunicarnos, sentir y abrazar a Gaia y permitir que ella nos abrace, nos enseñe, guíe, oriente e inclusive, sane. Aun cuando este conocimiento ha permanecido en el olvido durante tanto tiempo y sea ese olvido el causante del estado actual de la naturaleza y los ecosistemas, siempre hemos estados ligados a la conciencia del planeta, en una conexión permanente de todos los seres vivos a través de la red natural de vida que se teje por medio de nuestra conciencia y ADN.
Así, al hacernos concientes de esa unión que tenemos con nuestro planeta, podemos mantener un flujo constante de energía de la tierra hacia nosotros y de nosotros a ella para facilitar nuestra sanacion. 

Todos los procesos que vive la naturaleza están relacionados con los procesos espirituales que vivimos. Podemos adaptar esos procesos a nuestro diario vivir, aprender de ellos y crecer, simplemente al hacernos concientes de la sabiduría y belleza que fluye a través de la naturaleza. Al observarlos, al admirarnos con su belleza y grandeza y al permitirnos conectar nuestro ser a la naturaleza, a la Madre Tierra. 

Date tiempo para meditar acerca de la naturaleza, de cómo se manifiesta la vida con tanta perfección. Siempre que puedas, toma un momento para reflexionar acerca de la vida, de la naturaleza. Un pequeño momento de tu ajetreado día en el que te conectes con tu planeta para sentir su energía, su vida. No requiere ciencia, no toma tiempo ni esfuerzo, no necesitas rituales, ni de hacer una meditación grupal en algun lugar especial para elevar tu ser! 

Simplemente observa los árboles, las flores, lo ríos, en fin, lo que mas te guste de tu mundo, permite que tu energía, tus pensamientos fluyan hacia la tierra y de vuelta. Y así, notaras un cambio en tu conciencia! 

Y es que, alguna vez te has puesto a pensar y sentir como fluye la vida a través de las cascadas? Como es inagotable su fluir, abundante! Todo en la naturaleza es abundante, todo fluye sin esfuerzo y con amor. Las flores, las plantas, manifiestan su belleza y su grandeza sin esfuerzo, sin miedo, solo Son, viven para expresar la belleza! Los ríos, las montañas majestuosas, son belleza, vida, son sinfonías visuales! Y toda esa belleza esta aquí, en este planeta del que formamos parte.
 


Todo eso nos sana, nos reconforta y nos renueva, pues al hacernos concientes de esa belleza, de cómo se manifiesta sin esfuerzo, en amor, nos hacemos concientes de que, ese es el lenguaje de Dios: sin palabras, sin misterios, sin caretas, sin temores, sin rencores; solo belleza pura, amor, armonía, alegría y esa es la voluntad de Dios hacia nosotros. La vida es y ha sido siempre abundancia infinita y se manifiesta siempre de esa forma en la naturaleza! Permitamos que se manifieste así en nuestro corazón, en nuestra vida!

Sanemos nuestro corazón junto a Gaia! Permitamos que su ser nos reconforte y nos llene de regocijo y así, nosotros también la sanemos a ella renovando nuestra unión, nuestra conciencia, pues somos parte de un planeta maravilloso!

1 comentario:

silvia dijo...

Que bueno haberte encontrado!!!!!

Maravillooooosssssoooooo!!!!!!

Sé que todo esta en órden!!!!

Sé que todo va sanando!!!!!

Gracias por lo magnifico que escribis!!!!!!

Silvia